INSANE
A fin de cada domingo, sentía una pena y angustia indescriptibles. Se acercaba el día lunes, que era para mí como un monstruo amenazante. Me levantaba tratando de reunir unas fuerzas que me costaba encontrar y me dirigía al colegio como condenado a muerte.
posted on April 20,19 notes
Cuando era pequeña, jamás me imagine ser la clase de persona que soy ahora. Recuerdo que tomaba el apodo “gorda” de cariño, que cuando todos decían “¡Cuánto come!” hasta me sentía bien. Recuerdo que vomitaba una vez al año y era sólo por enfermedad. Recuerdo haber dicho alguna vez en mi vida “Come, no seas anoréxica” por molestar, sin saber que esa persona tal vez haya tenido problemas reales pero fingía ser normal. Recuerdo que al ver fotos de cortes decía “¿Cómo son capaces, no les duele hacérselo? Y quien me viera ahora, quien conociera mi verdadero yo, quien sepa cuanto remordimiento tengo al comer, quien sepa cuantos ataques de ansiedad no he podido controlar, quien cuente las veces que he vomitado, las veces que me he desesperado al no poder hacerlo, quien sienta las cicatrices de mis muñecas. Jamás, jamás se imaginaría que fui aquella niña.
April 20 with 594 notes